Tienes la habilidad de regular tu energía, tu estado de ánimo, tus finanzas y muchas áreas en tu vida. Al igual que ajustas la temperatura de tu casa o de tu nevera cambiando la programación, puedes hacer lo mismo contigo.
Imagínate que tienes un interruptor en tu interior que luce igual que el de tu calefacción, el cual corresponden a algo en tu vida que deseas mejorar. Al visualizarte girando el botón hacia arriba (al igual que lo harías con el control de la temperatura de la habitación), le estás enviando una señal importante al universo.
Al incrementar la intensidad, asumes el control de la situación. Decides lo que estás dispuesto a aceptar, y fija con firmeza tus intenciones en esa dirección. Tus decisiones claras como el agua atraen acciones más rápidamente que lo que cualquier cantidad de dinero puede comprar. Estas decisiones son más valiosas que un diploma de universidad o que cualquier otra medida de éxito terrenal.
Decide con claridad lo que deseas, y así incrementarás el día de hoy tu sintonía con la dirección de los resultados que deseas.

PENSAMIENTO DEL DÍA

«Asumo el control de mi vida e incremento la intensidad de mis bondades. Me programo para la armonía, la abundancia, la salud perfecta, las relaciones amorosas, las oportunidades maravillosas y todo lo que desea mi corazón. Sigo mi guía y mantengo mis brazos abiertos para recibir»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *