Ángel de mi guarda, dulce compañía, no me desampares ni de noche ni de día.

Santo Ángel que siempre velas por mi, ampárame con tu presencia cuando me

extravíe, abre mis caminos al amor verdadero, a la prosperidad y la salud.

Dame Ángel mío tu consuelo cuando veas que sufro, tu ayuda si desfallezco,

dame tu defensa ante el enemigo, tu protección frente al mal; no dejes que la

desesperación y la adversidad me hagan padecer por más tiempo, lleva te

suplico mis suplicas al Cielo y obtén para mi lo que tanto anhelo: (hacer ahora la petición).

Leidi Cuadros Duarte. Terapeuta Sanadadora Angelical…!!!

1 respuesta

  1. Eunice dice:

    Gracias muy linda oraciom

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *