La idea de Chamuel como el arcángel del amor se basa en su nombre y su identificación con el
planeta Venus.

Se le relaciona también con el color rosado, Por eso se le prenden velas rosadas en los rituales e invocaciones para pedir su ayuda.

También se le asigna el chakra Anahata (cuarto
chakra) o chakra del corazón.

El día de este arcángel es el martes, que se considera el momento ideal para invocarlo o pedir su ayuda. El día más propicio para realizar un ritual, oración o invocación para el arcángel Chamuel es el 14 de febrero, día de San Valentín, que se podría considerar como su día.

El arcángel Chamuel y tú, por ser una expresión del amor divino, el arcángel Chamuel te puede ayudar a prepararte para recibir al Espíritu Santo.

Le puedes pedir su intercesión cuando necesites protección en contra de la malicia y los malos entendidos.

Puede ayudarte cuando necesites encontrar algo que has perdido como un objeto especial o una
relación. Solo debes tener en cuenta que su papel no es regresarte lo que no es tuyo, sino acercarte a tu propósito divino.

Si no te ayuda a regresar a una relación pasada es seguramente porque no te conviene y sería un paso atrás en tu evolución espiritual.

Puedes pedir su ayuda además cuando quieres sanar tensiones raciales.

Si las fuerzas que matan el amor se manifiestan en tu vida, como la crueldad, el odio, la adicción, la depresión, los comportamientos compulsivos, la mala comunicación o el desprecio al propio ser, puedes pedir la ayuda de este arcángel y sus ángeles del amor.

El arcángel Chamuel te puede ayudar en tus relaciones personales. Hacer nuevos amigos, reparar relaciones dañadas, llevarte bien con los demás y encontrar la armonía en tus relaciones románticas, son parte de las bendiciones sanadoras que el arcángel Chamuel puede traer a tu vida.

Oración:
Amado Arcángel Chamuel,
te amo y te bendigo y te ruego
que me mantengas
sellado en un pilar de llama rosa
de amor y adoración a Dios,
hasta que se haga
contagiosa a toda la vida,
que yo contacte hoy y siempre.
¡Te doy las gracias!
Amén

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *